martes, 4 de agosto de 2015

Mazda 121 1.3i 16v


Propuesta original
Revista Motor 16 (España) Nro 533. Año 1993

El Mazda 121 es una propuesta muy original de coche urbano, que viene a competir con los populares Fiesta, Corsa, Clio, etc, pero que con respecto a éstos presenta una línea inédita hasta ahora. Es redondo desde cualquier punto de vista y, para su tamaño, 3,80 metros de longitud, presenta una carrocería poco usual entre los coches de este segmento; es un tres volúmenes bien definido. 


Al margen de esta línea tan particular y original, presenta unos rasgos típicos de los coches provenientes del país del sol naciente, como son los grupos ópticos delanteros, que son en forma de «lágrima». 
A simple vista engaña, parece que es un coche pequeño, pero una vez dentro de él, y gracias a un sensacional aprovechamiento del interior, se puede comprobar que ofrece una habitabilidad magnífica, con sitio holgado para cuatro adultos. 
Por lo que respecta al acabado, Mazda no ha escatimado esfuerzos y ha utilizado materiales de gran calidad, similares a los que utiliza en modelos superiores. En este sentido, la presentación es irreprochable, con algunos detalles que le dan un toque juvenil, como es el caso de la instrumentación, de color azul. 
El equipamiento de serie se reduce a la mínima expresión. 
Técnicamente, su mecánica es muy moderna; es difícil encontrar en Europa un motor de 1,3 litros con culata de cuatro válvulas por cilindro, pero después, en cuanto a rendimiento se refiere, decepciona un poco. El motor, cuando se le exige rendir alto de revoluciones, es exageradamente ruidoso, además sus prestaciones no son brillantes. Su motor de 73 caballos de potencia permite una velocidad máxima humilde, que roza los 160 kilómetros por hora. Esto lo compensa con unos consumos ajustados: teniendo en cuenta que es un vehículo de carácter urbano, su gasto se estabiliza en torno a unos siete litros cada cien kilómetros. 
En el apartado de suspensiones, para este modelo se han inclinado por unos tarados de amortiguadores un poco duros, pero a la vez confortables. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada